Camino a la eternidad

Se dice que existe un gran abismo que separa la tierra y el mar con el cielo, pero también que existe un sendero, estrecho y peligroso, que los une. Solo los difuntos pueden caminar ese sendero.

Las almas que han abandonado el ser material en el que anidaban son guiados por una luz que brilla en el norte. Un gigante sujetando un resplandor en sus manos les indica la dirección con un fulgor que no se apaga ni de noche ni de día.
En las costas del reino de Berónia esperan al invierno, cuando el Mar de los Muertos se congela y caminan sobre ella hasta llegar a la cúspide del mundo, allí donde convergen todos los nortes.

Allí es donde se dice que comienza ese sendero que solo los difuntos pueden caminar. Los que esperan arriba a los recién llegados encienden las antorchar para guiarles por su camino.
Es entonces cuando los vivos podemos ver el sendero, mas no caminarlo.

Es lo que llamamos la aurora boreal, y si se le presta atención pueden escucharse chasquidos y silbidos, pues son los difuntos que susurran a los vivos.


Oda al compañero

Hay un momento en la vida de un hombre 
en la que gira la cabeza para mirar hacia atrás, en su pasado.
En el horizonte de sus memorias permanecen de pie
los hombres y mujeres a los que abandonó,
pero volver ya no puede porque su sendero le guía hacia la puesta del sol
y mientras marcha en busca de otro amanecer
los ojos que hay puesto sobre sus espaldas lo mirarán diciendo
"He aquí otro hombre bueno que se va".  

David León Montero






(Esta leyenda está, mayormente adaptada, de la leyenda Inuit de la aurora boreal. Puede leerese en La Joven Bruja de las Esferas y La Joven Bruja de las Estrellas, esta última solo en la quinta revisión que se presenta como versión gratuita en este Blog)

3 comentarios:

  1. Hola!! Soy Vane del blog "Written in the star blog". Me he pasado a conocerte y me has dejado con la boca abierta, es decir, sé que en Galicia, donde vivo hay un montón de leyendas pero...esta no sabía de ella. Gracias por enseñarme algo nuevo hoy!! Un beso enorme y nos leemos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Vane. Me paso por tu Blog. Me alegra haberte podido deleitar con magia y fantasía. Leyendas Gallegas creo que no conozco ninguna, pero gracias por el apunte, a partir de ahora miraré más la cultura gallega, que lo mismo logras sorprenderme tu a mi.
      Un saludo.
      Nos leemos.

      Eliminar
  2. buena leyenda habia leido algo parecido aunque no se de donde pero no de la aurora boreal, me ha encantado conocerla

    ResponderEliminar